Martes 19 de noviembre del 2019

Jóvenes y Desarrollo en el país: 

 
JyD está presente en la República de Benín desde el año 1993, apoyando en los siguientes sectores:
  • Desarrollo local. Acceso a agua potable.- Con nuestra contraparte, la Association Don Bosco Nord Benín, llevamos a cabo la construcción de pozos de gran diámetro cercanos a los poblados para favorecer el acceso al agua potable a las comunidades rurales en la zona de Kandi, al norte del país.
  • Formación Profesional.- Apoyamos la formación técnico-profesional de los jóvenes a través de varios centros de formación profesional de los salesianos en Cotonou, Portonovo y Paraku. En los últimos años hemos mejorado las posibilidades de acceso a la formación profesional y la oferta educativa de estos centros, buscando facilitar el acceso de los jóvenes al mundo laboral.
  • Menores en riesgo.- Asimismo estamos apoyando el Programa de Reinserción de menores y jóvenes en situación de riesgo y vulnerabilidad a través de la Asociación Foyer Don Bosco. Este programa se desarrolla en las zonas del país donde es más frecuente el fenómeno de “chicos de la calle”, tanto en la zona de los mercados de Portonovo, Cotonou y en la frontera con Nigeria, en el mercado de Seme. La acción se extiende también hacia el interior del país, Parakou y Kandi, donde la problemática está más relacionada con el tráfico de menores.

         

Líneas de actuación:

Menores en riesgo

El 'Programa de Reinserción de menores y jóvenes en situación de riesgo y vulnerabilidad de Benín' que coordina nuestro socio local, la 'Asociación Foyer Don Bosco' (AFDB), pretende hacer efectivo los Derechos de la Infancia, buscando su reintegración familiar, cuando sea posible, y su reinserción. Son menores y jóvenes que han sido abandonados por sus familias, expulsados de ellas, víctimas de trata, de abuso, de rechazo, en conflicto con la ley o explotados económicamente. Sus edades oscilan entre 7 y 17 años. Son víctimas de maltrato, violencia o torturas debido a la desestructuración familiar y a prácticas de castigo tradicionales, socialmente aceptadas, que suponen una de las principales causas de violencia, maltrato físico y psicológico. También se dan situaciones de menores acusados de brujería y menores traficados, dado que Benín es país de origen, tránsito y destino de menores víctimas de trata.

El programa apoyado por Jóvenes y Desarrollo contempla acciones preventivas y de resinserción:

  • Las acciones de formación y reinserción se desarrollan en instalaciones ya disponibles por el socio local a través de una estrategia educativa y de resinserción que sigue varias etapas, desde el contacto con chicos de la calle, contacto con las familias, alfabetización, escolarización, capacitación... También se cuenta con la participación de otras instituciones locales que se coordinan con el socio local.
  • Las acciones preventivas van dirigidas a la sensibilización y concienciación de la sociedad civil, sobre todo a los padres de familia, pero también a “patronos” de los talleres, jefes y líderes comunitarios y a las administraciones públicas.

Este programa ha contado en los últimos años con el apoyo de numerosos voluntarios y de varias instituciones de la Cooperación española: Gobierno de Navarra, Generalitat Valenciana y numerosos ayuntamientos: Santander, Urnieta, Azkoitia, Beasain, Tudela, Aibar, Burgos, Pamplona y Lasarte.

En 2016, por cuarto año consecutivo, se trabajó en Benín en el 'Programa de reinserción de menores en situación de riesgo', financiado por la Delegación de la Unión Europea en este país a la Asociación Foyer Don Bosco de Porto Novo y cofinanciado por JyD.

Este programa tiene lugar en los Departamentos de Littoral, Quémé y Alibori y pretende que los niños y niñas en situación de riesgo sean protagonistas en la defensa de sus propios derechos.

El programa actúa:

  • Fortaleciendo la colaboración y el trabajo en sinergia con actores que intervienen en la defensa de la infancia en Benín.
  • Sensibilizando a líderes comunitarios, líderes religiosos, líderes de opinión, grupos de artesanos y familias en general para que adopten nuevos comportamientos en cuanto a la protección infantil.
  • Reforzando el trabajo que ya se viene haciendo de identificación, orientación, formación y reinserción de niños y niñas en situación de riesgo que deambulan por los mercados y las calles beninesas.

A través de enfoques basados en derechos humanos, trabajando con jóvenes (titulares de derechos), con las Administraciones públicas (titulares de obligaciones) y con la sociedad civil (titulares de responsabilidades), hemos centrado la sensibilización en:

  • El código de trabajo, el contrato de aprendizaje
  • La salud, la seguridad y la higiene en el trabajo
  • El bienestar y los derechos de los menores
  • Las consecuencias de los abusos
  • Los modelos de aprendizaje
  • Las enfermedades de transmisión sexual, el VIH…

En definitiva, los menores en situación de riesgo y los grupos marginales son identificados, orientados, formados y reinsertados.

Desarrollo local:

En el interior y norte de Benín, Jóvenes y Desarrollo está apoyando un Plan de Desarrollo Rural que afecta a varias comunidades de una zona con un clima saheliano con altas temperaturas, un bajo índice de lluvias y un suelo duro y poco fértil. A pesar de la existencia de agua en el subsuelo los puntos de acceso a agua limpia son muy reducidos. La falta de pozos no permite el desarrollo y supone un enorme deterioro en la calidad de vida de la población. Los niños y niñas escolarizados y las mujeres, en ocasiones, han de desplazarse varios kilómetros en busca de agua, siendo normalmente ésta de muy baja calidad, la mayoría de las veces mezclada con lodo y larvas de insectos, ocasionando enfermedades gastrointestinales y víricas, así como deshidrataciones que llegan incluso a ocasionar la muerte. Muchos de estos problemas podrían solucionarse con la simple construcción de pozos y una educación en el adecuado uso de los mismos.

El acceso a la educación básica es difícil debido a las grandes distancias que separan determinadas poblaciones de las escuelas más próximas y a la carencia absoluta de infraestructuras de comunicación. Por ello, durante los últimos años, Jóvenes y Desarrollo viene apoyando en esta zona acciones de desarrollo, relativos a la escolarización básica, mediante la creación de una red de escuelas rurales, desarrollo agrícola, desarrollo artesanal, atención a menores y desarrollo de infraestructuras básicas que incluye tres áreas para la mejora de los hábitos sanitarios y prevención de enfermedades ligadas al agua: acceso a una fuente de agua mejorada (pozos), educación para la mejora de los hábitos higiénicos y acceso al uso de letrinas.

Tras muchos años de acciones puntuales, Jóvenes y Desarrollo apoyó a su socio local en la elaboración de un Programa de Desarrollo Rural que abarcaba el entorno rural de tres países limítrofes. Todo ello, se concretó en el 'Programa de apoyo a la educación y cobertura de necesidades básicas en el medio rural' en Kandi, en el norte de Benín, en Touba, en la región de Ségou de Malí y las zonas de Cinkassé y Kara, en Togo, en las regiones de Savanes y de Kara.

En los últimos años las acciones de Desarrollo Rural de JyD en Benín forman parte de este Programa con el objetivo de reducir los obstáculos materiales, sociales y familiares que condicionan la escolarización de los niños en el mundo rural.

 

 

 

left

Jóvenes y Desarrollo es una Organización No Gubernamental Salesiana sin ánimo de lucro.

Jóvenes y Desarrollo tiene un firme compromiso con la transparencia y el buen gobierno.